7 formas de garantizar una comunicación corporativa eficiente

Uno de los pilares que sustentan el funcionamiento operacional adecuado y la buena manutención del clima organizacional, es la comunicación corporativa eficiente. El intercambio de información y el dialogo entre la compañía y sus colaboradores, mantiene a los equipos trabajando de manera integrada, además de garantizar la alineación del grupo con los objetivos de la empresa.

Cuando es eficaz la comunicación la entrega de los mensajes es de manera rápida y transparente. De esa manera, disminuye la dificultad que existe en la interpretación. El resultado es un equipo de alto desempeño, defensor no solo de la empresa, sino también del negocio como marca empleadora.

¿Quiere saber cómo conquistar la excelencia en el dialogo con sus colaboradores? Tenemos algunas recomendaciones valiosas para usted. ¡acompáñenos!

1. Establezca una estandarización para divulgar la información

Una comunicación corporativa eficiente, así como en cualquier proceso, debe ser realizada con seriedad, integrando  la rutina de la organización. Por eso, es ideal que todo sea estandarizado.

Al determinar el estándar de divulgación de los mensajes. Usted puede ayudar a mantener la comunicación interna organizada, transparente y objetiva.

Como el objetivo es mantener a los profesionales actualizados acerca de los asuntos de la rutina de trabajo, y utilizar los recursos propios de la empresa para esto; existen diferentes maneras de invertir en una comunicación eficiente.

Publicaciones internas, tableros de aviso, e-mail y videoconferencias pueden ser canales óptimos para el intercambio de mensajes, considerando también el perfil de los colaboradores.

2. estimule la integración entre los colaboradores

La comunicación interna eficiente debe ser guiada por el dialogo. Esto significa que no basta con enviar mensajes, es necesario invertir en el intercambio de información. En este sentido, es imprescindible que los colaboradores puedan dar su aporte sobre los procesos de la empresa.

Apostarles a actividades más informales, como tomar un desayuno para presentar nuevas propuestas y proyectos de desarrollo, estimulan la conversación e integración entre los profesionales, y abre espacio para que los equipos contribuyan con nuevas ideas.

Estimular la interacción también es importante para que la empresa consiga evidenciar que se está apostando a los canales de comunicación más adecuados para su público, percibiendo también como van los niveles de motivación y la voluntad de los profesionales de participar en los eventos internos de la empresa.

Si existe cualquier señal de falta de compromiso, baja productividad o desmotivación, es necesario revisar las estrategias para encontrar una solución a los problemas y mediar los conflictos.

3. Apueste en la claridad de la información divulgada

Sin importar cual sea la estrategia de comunicación utilizada, algo muy cierto es; Los mensajes pasados no pueden de ninguna manera contener ruidos.

Esto significa que toda conversación debe acontecer de la manera más transparente posible, sin espacio para chismes o información dudosa — que acaba generando especulaciones que pueden impactar de manera negativa a la productividad. Certifique que todos están conscientes de lo que debe hacerse, cuando y como.

A sí mismo, mantenga los equipos informados y tranquilizados con relación a las decisiones tomadas por la empresa, ya sea una dimisión, una nueva contratación, re adecuación de un lugar…etc. Utilice la tecnología para optimizar los procesos comunicativos.

El avance de la tecnología, y la facilidad de acceso a la información por medio de internet, conlleva a que la inversión en comunicación empresarial se haga considerando estos factores.

Apostar por herramientas con las cuales los colaboradores ya están acostumbraos, puede ser una solución eficiente para que las conversaciones sean más simples y dinámicas.

5. escoja canales que permitan la mobilidad

El consejo anterior nos lleva a otra pregunta relacionada con la tecnología. No es suficiente considerar los avances tecnológicos, es necesario pensar que, dentro de estas herramientas, la movilidad es un atractivo. Es decir, aunque muchas empresas posicionan las aplicaciones de mensajería como un enemigo de la productividad, la verdad es que pueden usarse para intercambiar información rápidamente, sin obstaculizar la rutina. Hoy, es posible crear grupos donde solo el administrador puede enviar mensajes. Una excelente manera de transmitir mensajes urgentes y recordatorios a los empleados.

Además, es posible confiar en la propia aplicación para intercambiar mensajes. La gran ventaja es que la empresa puede controlar el envío de información y garantizar la protección del flujo de datos.

6. Envie mensajes de acuerdo al perfil del colaborador

Como hemos mencionado a lo largo de este artículo, la importancia de enviar un mensaje de acuerdo con el perfil del empleado es fundamental. Ha llegado el momento de saber cómo hacer esto.

No solo el entendimiento y la interpretación pueden ser influenciados por el tipo de mensaje y el canal elegido. Algunos discursos también pueden convencen a más o menos miembros del equipo.

Esto significa que, mientras que algunos prefieren la infografía, otros necesitan ser convencidos a través de datos científicos y probados. También hay quienes prefieren las estrategias de video.

Lo importante es que los mensajes se ajusten para que el otro tenga interés en escuchar lo que está sucediendo. Para esto, es posible hacer una encuesta rápida con los empleados y averiguar en qué canales prefieren recibir información. A partir de ahí, la empresa puede ajustarse según las preferencias y solicitudes de la mayoría.

7. Anticipese a los problemas de comunicación

Todos los consejos anteriores contribuyen a que la comunicación interna de su empresa sea eficiente y sin ruidos. Aun así, es necesario anticipar posibles problemas que puedan surgir.

Esto se puede hacer monitoreando los mensajes, tanto en la forma en que se entregan como en la interpretación de estos. Las reuniones de retroalimentación y las encuestas de satisfacción interna ayudan a identificar si se han cumplido los objetivos del intercambio de información.

Como hemos visto, la comunicación corporativa eficiente no solo debe ser adecuada a la realidad de la empresa, sino también al perfil de los empleados. Saber qué comunicar, cuándo y cómo, es la mejor manera de garantizar la eficiencia en el intercambio de mensajes y, en consecuencia, en los procesos organizacionales.

imMail es una aplicación para comunicación corporativa que permite a las empresas estandarizar, administrar y auditar su comunicación. Contáctenos y descubra cómo podemos contribuir a su negocio.